Real Jaén

Un paso más cerca de la gloria

Los jugadores del Real Jaén celebran el tanto del triunfo, obra de Mario Martos, fusionados con los integrantes del banquillo./BESTOFOTOSOCCER/REAL JAÉN
Los jugadores del Real Jaén celebran el tanto del triunfo, obra de Mario Martos, fusionados con los integrantes del banquillo. / BESTOFOTOSOCCER/REAL JAÉN

El Real Jaén sufre para derrotar al Juventud de Torremolinos en El Pozuelo. El conjunto blanco se marcha de vacaciones con seis puntos de ventaja a falta de cuatro jornadas para que finalice el presente curso liguero

JOSÉ A. GUTIÉRREZJAÉN

Pasión y sufrimiento, con tintes de martirio y tormento, para sumar tres puntos que se hacían necesarios después del triunfo del pasado sábado del Linares. El Real Jaén derrotó a un Juventud de Torremolinos acuciado por la cercanía de un descenso directo que tiene a solo tres puntos. Los pupilos dirigidos por Germán Crespo se marcharán de vacaciones este miércoles con seis puntos de ventaja más el golaveraje general a su favor a falta de cuatro jornadas para que finalice el presente curso liguero. El campeonato, que aumenta las posibilidades de ascenso a Segunda B además de ofrecer una segunda oportunidad en caso de tropiezo, está mucho más cerca. A dos triunfos.

El partido arrancó sin sorpresas en su guión. El Real Jaén como protagonista por medio del esférico y con Choco apuñalando por el costado derecho. El Torremolinos se dejaba dominar, sobrio y ordenado atrás, su plan de acción pasaba por balones largos buscando sorprender en algún error a la zaga jienense. El terreno de juego demasiado duro, con poco césped, dificultaba la circulación del balón.

Las principales novedades se encontraban en el once del técnico granadino. No era titular Antonio López. Primera vez que el ariete granadino esperaba en el banquillo una oportunidad en competición liguera. De esta forma, la referencia en ataque era Juan Delgado. La parcela ancha del terreno de juego, como suele ser habitual en el rol de visitante, la ocupaban Heras y Cervera. Y justo por delante Jorge Vela, Juanca y Raúl García.

El primer intento, con cierto peligro, lo firmó Choco en el minuto 13. El ex del Real Jaén, Ávila, detuvo sin muchos problemas.

Los blancos consiguieron golpear primero en el minuto 25. No se entendieron los zagueros locales, tras el saque de una falta, y con un centro medido Juanca de espaldas a la portería y peinando el esférico logra batir a un Ávila que dudó en la salida. El décimo tanto del jugador jienense.

El gol afectó a la moral y la confianza de los de Ibón Arrieta. Bajaron unos grados su presión y los de la capital jienense se movían con mayor comodidad.

En la recta final del primer round Javi Pérez tuvo la oportunidad de ampliar la renta. Los blancos llegaron al descanso aplicando aquella máxima que reza que la mejor defensa es un buen ataque. Fútbol ofensivo y vertical que mereció un mayor premio por el número de ocasiones que originaron.

Sin cambios en ambas escuadras arrancó el segundo tiempo. Los locales saltaron al campo con una versión mucho más ofensiva. Y muy pronto encontraron premio. Nacho se asoció por banda con Álvaro García, otro ex de la casa blanca, y el pase de la muerte lo alojó en la jaula Zamorano. Minuto 49 y partido nuevo.

El Torremolinos mordía en El Pozuelo y buscaba el segundo tanto. La fuerza de un gol es capaz de cambiar la dinámica de un encuentro. De la Calzada desviaba un lanzamiento de falta directa que buscaba la portería con mucha intención.

Movimientos

El partido necesitaba un golpe de efecto para cambiar su relato. Y Crespo lo buscó con un doble cambio en el minuto 59. Entraron Antonio López y Mario Martos y abandonaron el terreno de juego Juan Delgado y Raúl García. El partido se había roto. Completamente. Víctor Armero apuraba su calentamiento en banda para entrar al terreno de juego. Y en el 66 apareció en sustitución de Vela.

Antonio López empezó a afinar su puntería en el minuto 69. Su primer cabezazo, tras una falta medida botada por Cervera, se estrelló en la madera. El Torremolinos había dado un paso atrás y los blancos recobraban el mando.

El partido había ido ganando en intensidad. Como esas series que te sorprenden cuando se acerca su final con un giro inesperado.

Barullo en el área y, entre Álvaro Ocaña y Mario Martos que fue el último en tocarla lograron, con mucho suspense, que el balón acabara en la red. La imagen, con todo el banquillo saltando celebrando el gol, refleja la importancia de esta acción.

Cualquier otro equipo en esta situación hubiera apostado por dormir el duelo y dejar que pasaran los minutos buscando que lo que sucediera fuera el transcurrir de los minutos. Pero este Real Jaén no es un conjunto más, y tampoco sabe ser de otra manera. Siguió con su defensa adelantada a la caza del tercer tanto. Con un Torremolinos angustiado y necesitado de sumar para alejarse del descenso. Una bomba de relojería.

Con el choque con las pulsaciones muy altas Tejada vio su segunda cartulina amarilla y fue expulsado en el minuto 84. El Torremolinos se quedaba en inferioridad numérica para buscar el empate. Se allanaba el camino al Real Jaén.

El ambiente era cada vez más caldeado. Con problemas entre la afición local con los jugadores que no estaban convocados del Real Jaén. Incluso se contagiaron hacia los medios jienenses allí desplazados. Una actitud lamentable.

Al final, los puntos se quedaron en la faltriquera de un Real Jaén que sigue firmando un 2109 impoluto. 14 triunfos y dos empates. Y la próxima jornada visitará el Nuevo La Victoria el Antequera de José Jesús Aybar, cuarto clasificado s 22 puntos. Los de Crespo contabilizan en su casillero 92 puntos cuando todavía restan 12 por disputarse, por los 82 que logró al final de la campaña anterior. El Atlético Malagueño acabó la pasada temporada con 96 y en una competición mucho menos reñida que la actual.