REAL JAÉN

El Real Jaén paga a los jugadores y Membrado habla

Tomas Membrado en una foto de archivo.
Tomas Membrado en una foto de archivo.

El presidente del club escribe una extensa carta en la que analiza la situación por la que está atravesando la entidad y la solución

JESÚS MUDARRAJAÉN

No ha querido apurar plazos. El Real Jaén comunicó ayer a través de su página web que ya ha hecho el pago correspondiente a lo que la Comisión Mixta AFE-RFEF estimó que finalmente debía abonar a los jugadores en concepto de salarios atrasados. Recordemos que el club hizo unas alegaciones antes dicha Comisión debido a que estimaba que no existían justificantes de los gastos correspondientes al pago en dietas que debían recibir los futbolistas.

El órgano regulador acabó dando el lunes la razón al club por lo que este ha tenido que desembolsar finalmente tan solo 113.980,55 euros, cifra que dista en más de 200.000 euros de lo reclamado inicialmente por jugadores y trabajadores del club. Estos últimos tampoco están siendo ajenos a la difícil situación que atraviesa la entidad en estos momentos y como muestra la rescisión del contrato de 'Pipiolo', encargado de material que llevaba 25 años trabajando para el Real Jaén.

Pese a que el club anunció que ha pagado, los jugadores aun no han recibido el dinero. Esto se explica porque el club ha pagado a la AFE que será ahora la encargada de repartir el dinero entre los futbolistas.

Análisis de Membrado

Antes de que se diera a conocer la noticia de que Membrado y los suyos habían hecho frente al pago exigido antes de que el viernes concluyese el plazo para ello, el propio presidente publicó en la página web de la entidad una amplia carta en la que analizó la situación actual del club y las guías que debe seguir la gestión de la entidad para que esta consiga salir a flote.

«El Real Jaén CF SAD se encuentra en una situación no ya de mal gobierno, sino de absoluto desgobierno, con un convenio nacido de un Concurso de Acreedores incumplido, no existe libro de actas, libro registro de socios, ni una contabilidad fiable. La desconfianza de las empresas prestadoras de servicios, de los trabajadores, de las administraciones públicas, y en general de la sociedad, es total. La deuda, aún no cuantificada con exactitud, es grande, pero se puede manejar aunque con dificultad». explicó en uno de los primeros párrafos de su comunicado Tomás Membrado.

Parte de esta problemática se debe en gran parte, siempre según palabras, a que hasta ahora no ha existido un control sobre lo reclamado al club por sus acreedores. «Nos hemos encontrado recientemente, debido a la reclamación que han hecho los jugadores por las nóminas que tenían pendientes de cobro ante su sindicato (AFE), y que éste envía a la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), que las cantidades reclamadas no se corresponden con lo realmente adeudado. Esto nos va a obligar a revisar exhaustivamente todos y cada uno de los pagos pendientes, incluidos los de Hacienda y Seguridad Social», expuso al respecto.

Estructura atípica

Por eso avisó también de que a partir de ahora la estructura del club va a variar y a pasar a ser algo atípica dentro de lo conocido en el mundo del fútbol. «El modelo de negocio del Real Jaén no va a ser el habitual del fútbol espectáculo, pues hay otro que es fútbol deporte profesional, que algunos equipos han sacado adelante con éxito. Por población de la capital y su área metropolitana, a Jaén le correspondería estadísticamente tener un equipo entre Segunda A y Primera División. Pero esto obliga a un trabajo concienzudo, por parte de todos, y a veces extenuante, y unos comportamientos que no son los habituales en el fútbol actual, lo cual tiene la ventaja, que nuestros competidores no suelen tener una buena estructura de negocio», aseguró.

Las metas a conseguir las tiene claras el presidente: «Los objetivos son déficit cero, austeridad absoluta, pelear por todo, por cosas que cada uno en nuestros negocios no pelearíamos». Y la forma de llegar a las mismas parece que también: «Nosotros debemos de aprovechar primero los valores tradicionales de nuestra tierra, como son el esfuerzo, el sacrificio, el amor al trabajo bien hecho, el cumplir con los compromisos adquiridos y la palabra dada. Socialmente, afortunadamente disponemos de una magnifica afición. El Consejo de Administración debe ser lo más amplio y representativo posible, y debe trabajar con ahínco y sobre todo con unidad», argumentó sobre la forma de trabajar que a su juicio se debe de tener desde dentro del club. Más concretamente desveló: «Se crearán distintas áreas, cada una regida por una comisión, que podrá tener sus propios grupos de trabajo. Se reunirán con frecuencia y levantarán actas, que serán elevadas al Consejo de Administración».

Aceite de oliva

Para Membrado una de las posibles soluciones pasa por asociarse al producto estrella de la provincia. «Debemos visualizarnos como el equipo del aceite de oliva. Para esto ayudara que terminada la ampliación de capital, el equipo disponga, para su distribución de su propia cosecha de aceite. Hay que ser atrevido en el negocio, innovador, pero prudente y sensato en la administración. Debemos de ser humildes, ganarnos por nuestras sencillas atenciones a los equipos contrarios», manifestó.

Fotos

Vídeos