Real Jaén

El Real Jaén cierra el fichaje del meta de origen lituano Ernestas Juskevicius

Raúl García y Salvador Márquez, ayer en la sala de prensa del Nuevo La Victoria./JOSÉ A. GUTIÉRREZ
Raúl García y Salvador Márquez, ayer en la sala de prensa del Nuevo La Victoria. / JOSÉ A. GUTIÉRREZ

IDEAL adelantó el lunes el interés por un portero que mide 1,88, pertenece al juvenil A del Málaga CF y era un habitual en los entrenamientos con el primer equipo

JOSÉ A. GUTIÉRREZJAÉN

Germán Crespo tiene ya cerrada su plantilla. Ayer se confirmó el acuerdo con el meta sub 23 de origen lituano, Ernestas Juskevicius, y solo le falta por cubrir una ficha sub 23, que podría quedar libre o bien ser completada por otro meta, Santiago García Martínez (Poblense).

IDEAL adelantó el pasado lunes el interés del conjunto blanco por hacerse con los servicios de Juskevicius, nacido en 1999, con 1,88 metros y perteneciente al Málaga CF. Ha disputado 25 partidos con el juvenil A y ha participado en 25 entrenamientos con el primer equipo.

Es un portero con una enorme proyección que llegaría a la casa blanca a disputar la titularidad al jienense Ángel de la Calzada. De Juskevicius, sus responsables en la entidad malagueña afirman que «destaca por su depurada técnica, así como por su capacidad para leer el juego y transmitir seguridad bajo palos. Líder en el terreno de juego, inteligente y tremendamente eficaz en sus intervenciones». Añaden que es un portero diestro, pero con buen manejo de su pierna izquierda y muy seguro en el juego aéreo.

Por otro lado, Raúl García fue presentado ayer en el Nuevo Estadio de La Victoria como nuevo jugador jienense para la próxima temporada. Es un joven extremo que ocupará una plaza como sub 23 dentro de la plantilla del Real Jaén. A su lado estuvo acompañado por Salva Márquez que le dio la bienvenida: «Es un extremo que llega del Motril y puede jugar en ambas bandas. Raúl ha sido seguido en toda su carrera por las mejores canteras del país, habiendo militado en el Sevilla con el que debutó en Tercera con 17 años. El año pasado disputó 40 partidos en los que marcó 7 goles y dio 15 asistencias».

Por su parte, el nuevo jugador blanco declaraba que es un gran paso en su carrera y que tiene ganas de comenzar los entrenamientos con el resto de sus compañeros. «Esto es un salto para mí. Después de todo lo que viví en el Sevilla, que fue una experiencia inolvidable y donde maduré mucho, para mí venir aquí es un salto de calidad y seguir creciendo. Tenía muchas cosas encima de la mesa pero sopesándolo todo no tuve que pensarlo mucho. Es una gran oportunidad para crecer».

Aclaró que «económicamente no estoy en edad de exigir dinero. El proyecto y la idea de Germán me atraen y lo que tengo que hacer es demostrar lo que puedo dar aquí».

Destacó que «me seguían varios filiales y tenía varias ofertas, pero en su momento no hubo acuerdo. Cuando recibí la llamada del Real Jaén no me lo pensé porque vi una oportunidad muy buena con un gran proyecto para crecer».

Añadió que «no esperaba que me llamara el Real Jaén y me quedé sorprendido cuando me llamó Germán. Es un proyecto muy bonito y con el que se puede hacer algo grande», confesaba Raúl García que, además, aceptó el reto de tener que pelear por un puesto en un plantel muy competitivo. «Eso te ayuda a crecer y a que no te relajes, porque siempre puede venir alguien que te pisa por detrás. Me gusta que la plantilla sea competitiva y no haya espacio para relajarse. Así, siempre habrá alguien que te apriete por detrás y me ayudará a crecer. Yo voy a ser como he sido siempre y jugando como siempre. Aportaré lo que pueda al equipo».

Destaca que el objetivo es el ascenso. «Creo que es la mejor plantilla de la categoría, después de que hayan subido los dos filiales, este equipo tiene todas las papeletas para hacer algo grande este año, por el proyecto y los jugadores que se han firmado».

Se definió como «un futbolista muy vertical, soy un extremo puro, me gusta encarar y driblar y puedo ofrecer esa chispa que le gusta a la gente». Y subrayó que le entusiasma jugar en un estadio como el de La Victoria. «Me gusta jugar en campos grandes y con mucha gente, me gusta la presión, que se escuche murmullo en la grada y me siento cómodo. Me crezco en el campo. Cuando vine el año pasado a La Victoria me quedé flipando de ver la presión que crea este estadio y estoy deseando comenzar».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos