Ideal

Real Jaén

«Lo importante es que el Real Jaén sigue siendo 'Real'»

  • Los responsables del colectivo peñístico se muestran optimistas con el futuro de la entidad y valoran positivamente a Tomás Membrado

«Lo verdaderamente importante es que el Real Jaén sigue siendo ‘Real’ y que va camino de cumplir 95 años». Es el anuncio que trasladan los responsables de la Federación de Peñas. Su actual presidente, Evaristo Velasco, y el que en las próximas semanas cogerá el relevo, Enrique Bonoso. Ambos coinciden en el mensaje y son conscientes de la delicada situación por la que atraviesa la entidad jienense, pero trasladan a la afición «un mensaje de optimismo. Hay que confiar en las gestiones que está realizando el equipo liderado por Tomás Membrado».

Velasco asegura que el principal reto que debe afrontar el colectivo peñístico pasa por «seguir manteniendo unida a toda la afición. Un club sin sus seguidores no es nada y viceversa. Ahí está su verdadero patrimonio. Por eso la Mesa de la Afición fue un acierto. Siempre hemos intentado tener voz y voto en el seno de la entidad y ahora con Roberto López en el Consejo se ha conseguido este objetivo».

La Federación de Peñas «era una necesidad, una iniciativa que surgió con el equipo en Segunda División. La gran mayoría no nos conocíamos y hoy en día somos grandes amigos. Nos ha tocado vivir una etapa muy negra en el Real Jaén. Con un desastre año tras año. Pero lo importante es que el club sigue existiendo, porque lo vimos muy muerto».

Evaristo Velasco afirma que «el Real Jaén ha superado una etapa muy complicada. No llegaban soluciones y ahí apareció Tomás Membrado. Desde el primer momento decidimos que había que apoyarle. Vimos que era la opción más popular, que por fin se pretende involucrar al tejido empresarial y aceitero de Jaén para que crezcan todos juntos. En el tiempo que llevan al frente de la nave creo que se trata de una gestión atípica, pero hay que tener paciencia porque creo que se van a conseguir los objetivos marcados».

Cumplido su ciclo, con buena nota, al frente del colectivo que aglutina a los aficionados blancos, pensó junto a su equipo de trabajo en la figura de Enrique Bonoso como sustituto. «Su pasión por el Real Jaén es pública, lo lleva en el ADN como yo. La gente lo respeta y cuenta con muchas ganas y pasión».

Relevo

De esta forma, en las próximas semanas se materializará el relevo en la Federación de Peñas. Enrique Bonoso considera que dentro de la directiva saliente «hay gente muy válida, por lo que tengo pensado contar con algunos de ellos. Lógicamente entrarán algunas personas nuevas y mi deseo es que nos acompañen mujeres también».

Bonoso declara que «el Real Jaén forma parte de mí, desde que nací y mi padre ejercía de delegado de campo y me llevaba de la mano a verlo. Fui jugador desde alevín y lo llevo muy adentro».

Reconoce la «gran labor que ha desarrollado Evaristo Velasco al frente de la Federación de Peñas. Consiguió unificarlas y ese es su mayor legado y nuestro mejor patrimonio. Por eso quiero seguir la misma línea de trabajo».

Miembro de la peña ‘Por ti siempre Real Jaén’, Enrique Bonoso considera fundamental mantener unido el espíritu del «pasado 4 de marzo. En esa marcha se vio la fuerza que tiene esta afición y la importancia de mantenernos unidos. Quiero que toda la afición se sienta importante y partícipe de este proyecto. Hasta ahora la gente transmite ilusión y ganas de estar al servicio del Real Jaén, algo que se percibe, por ejemplo, en las personas que están colaborando de forma desinteresada con el club». Y es que hay, «a pesar del descenso una sensibilidad especial, la afición es consciente de la situación por la que atraviesa el Real Jaén».

Así las cosas, subraya la importancia de contar en el nuevo Consejo de Administración con personas que están muy cercanas a la afición blanca. «Membrado sí está incluyendo en su equipo directivo a aficionados. El Real Jaén es una Sociedad Anónima Deportiva pero no hay que olvidar que también es una empresa con sentimientos y esta nueva directiva lo tiene presente al contar con seguidores habituales de la grada».